Astaná gana la CRE; Cancellara sigue líder por centésimas sobre Armstrong


Como se esperaba, el potentísimo Astaná se impuso ayer con relativa comodidad en la 4ª etapa del Tour de Francia, la contrarreloj por equipos de 39 km. con salida y llegada en Montpellier. Algo previsible, puesto que el conjunto kazajo dispone, como ya sabemos, de al menos cuatro notables rodadores entre su formación, a saber: Armstrong, Contador, Klöden y Leipheimer; a los que ayudaron otros como Popovych o Haimar Zubeldia.

Astaná, con Armstrong -dorsal 22- y Contador -21-, camino de la victoria. Foto: Marca.com

Astaná, con Armstrong -dorsal 22- y Contador -21-, camino de la victoria. Foto: Marca.com

Sin embargo, la jugada no les salió del todo redonda a Bruyneel y los suyos, puesto que los 40 segundos que le sacaron al Saxo Bank de Cancellara no fueron suficientes para que Armstrong, gran beneficiado del equipo después de la polémica etapa de anteayer, se vistiera de líder. Astaná logró enjugar la ventaja que el suizo le llevaba al americano en la general, pero nada más; y las centésimas realizadas en la contrarreloj del primer día permitieron que Cancellara siguiera de amarillo con el mismo tiempo que el viejo Armstrong, privándole de volver a vestir la túnica dorada del ciclismo cuatro años después de su última victoria. Contador, por su parte, es tercero a 19 segundos de la cabeza, y si todo transcurre con normalidad el viernes debería vestirse de amarillo en Andorra, en la cima de la estación de esquí de Arinsal.

Hay quien dice que realmente Bruyneel no quería que su equipo cogiese el amarillo para no tener que defenderlo tan pronto -estando Armstrong de por medio yo no me lo creo-; y hay quien dice también que esa es la mejor noticia para Contador, puesto que al no estar Armstrong de líder ya no tendrán excusa en Astaná para detener sus ataques en montaña, los cuales empezarán el próximo viernes si no ocurre nada extraño. Puede ser cierto; en tal caso uno prefiere callarse puesto que estos ojos han visto ya tantas y tantas cosas raras que… bueno, creo que se me entiende.

Pero ¿qué ocurrió con el resto de favoritos para la general? Pues que comienzan a alejarse peligrosamente. El Cervélo cedió 1:37 y Carlos Sastre está ya a 2:44 del líder; el Silence-Lotto perdió 2:37, dejando a Cadel Evans a 2:59 en la general; y el Rabobank de Menchov, después de que éste se cayera en una de las primeras curvas, acabó a 2:20, perdiendo su líder ruso en la general ya casi 4 minutos. Solamente los hermanos Schleck -Saxo Bank- cedieron poco tiempo de entre los que, teóricamente, se disputan los primeros puestos de la general.

Por lo demás, el Garmin -sin favoritos entre sus filas- fue el único conjunto que se atrevió a discutirle la victoria al Astaná, finalizando a 18 segundos pese a que tuvo que hacer más de 10 km con solamente cinco corredores -los justos y necesarios para llegar a meta-; mientras que otro de los equipos favoritos, el Columbia -ganador de la especialidad en el Giro- decepcionó y terminó quinto, a casi un minuto de los chicos de Bruyneel.

Y nada más dio de sí la etapa. Hoy, camino de Perpignan, habrá que tener de nuevo cuidado con el viento; mañana habrá una atractiva etapa en Barcelona y, el viernes, primera batalla en los Pirineos. A ver qué sucede.

, ,

  1. No comments yet.
(will not be published)